Maximino Cerezo Barredo, Pintor de la Liberación     


(Los artículos de esta sección pueden ser reproducidos por cualquier medio, citando la fuente)
 
LLEVAR LA BIBLIA A LA MISA -I-
La inquietud Viernes 6 de febrero del 2009
Carlos Pérez B., Pbro.
 
Desde hace años, por no decir desde siempre, le he pedido, casi exigido a las gentes que carguen con su Biblia a la Misa, para ahí utilizarla juntos, sobre todo al momento del comentario, con el afán de hacer una homilía bíblica. La idea es ir creciendo como discípulos de la Palabra. En la diócesis es posible que seamos unos dos o tres sacerdotes los que lo hacemos así. Es difícil acostumbrar a la gente, siendo que están tan acostumbrados a simplemente ir, sin tener una participación muy activa en la celebración.
 
Según me cuentan algunas gentes, hay sacerdotes que les han prohibido que lleven su Biblia a la Misa, y sobre todo que la usen a la hora de las lecturas y de la predicación. Unos les dicen que no es litúrgico, otros, que es falta de respeto.
 
No sé que otras razones darán contra esta medida. Yo quisiera que reflexionáramos sobre los resultados de ambas disposiciones. ¿Qué nos reporta más fruto: el pedirle a la gente que lleve su Biblia o el prohibírselo? Dejo la pregunta para responder más delante.
 

Copyright © 2018 www.iglesiaenchihuahua.org by xnet.com.mx
Mapa del Sitio | acceso |